sábado, 24 de agosto de 2013

La Legión de Honor



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
En su afán de encubierta restauración de los elementos que daban unidad a las caducas monarquías, Napoleón se inventó una herramienta para formar una aristocracia renovada constantemente por sus propios méritos. La Legión de Honor se creaba para colmar a los ciudadanos con pequeñas ambiciones para desviarlos de cualquier tentación de encabezar una rebelión. En la corte se sustituían las botas y el sable de combate por las medias de seda y la elegante, pero menos peligrosa, espada. Josefina se rodeaba de damas provenientes de la nobleza y en Francia parecía resurgir la alegría de vivir.

En muy poco tiempo el pequeño corso había dotado a los franceses de un poderío y una paz que no conocían desde hacía varias generaciones. Con tan sólo treinta y tres años había conseguido colocarse en la máxima posición de Francia y era la persona más admirada y temida de todo el continente. Los intelectuales europeos habían visto en Napoleón la expresión del héroe schilleriano que logra al fin imponer una justicia social en la tierra y salvar a los hombres de la dominación de las inútiles y corruptas dinastías. Pero Napoleón aún no sabe en qué acabará todo esto. ¿Se conformará con ser primer cónsul vitalicio, o sus planes consisten en llegar todavía más allá, mucho más allá?