jueves, 25 de abril de 2013

La imposible paz en Francia



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Napoleón Bonaparte no puede cumplir todos sus propósitos. Los soberanos europeos no le dan cuartel y la paz, soñada por todos los estamentos sociales franceses, es imposible. Él había prometido:

"Mientras viva, Francia estará en paz. Dos años después de mi muerte, estará en guerra con todo el mundo".

Pero Austria se negaba a ceder Italia y el británico Pitt se negaba a reconocer la anexiones francesas. La guerra es inevitable y Napoleón lo hace de mala gana. Está dispuesto a hacerse él directamente con el mando del Ejército; no quiere que la gloria de la victoria recaiga sobre ningún otro general que luego pueda hacerle la más mínima sombra, y como la Constitución le prohíbe hacerlo le encarga el mando a Berthier para poder ejercerlo de hecho. El seis de mayo de 1800 sale con su fiel Bourrienne de nuevo en campaña. Cruzan los Alpes por el paso de San Bernardo y ocupan rápidamente algunas ciudades sin gran resistencia. En junio ya están en Milán.